Este truco puede salvarte del estrés en el encierro

Todos sufrimos un cambio, y muchas veces el adaptarnos a un cambio tan repentino representa un reto, por eso, me gustaría compartirte este secreto para que reduzcas el estrés en este confinamiento:


Es conocido que el ejercicio nos permite reducir nuestros niveles de estrés ya que nos lleva a liberar endorfinas en nuestro cuerpo. Las endorfinas, al ser hormonas que reducen el dolor, nos llevan a sentirnos mejor y estar más felices.

Puede que no estés muy convencido de hacer ejercicio, pero te voy a recordar algunos puntos que cambiarán tu parecer:


• Hay más de un solo tipo de ejercicio:


Muchas veces pensamos en que para poder realizar ejercicio, tenemos que ir a un gimnasio, tener un entrenador personal o que necesitamos de algún tipo de equipo especial, pero eso no sucede necesariamente; hay una infinidad de formas posibles para ejercitarnos. Podemos bailar, hacer yoga, correr, caminar o andar en bicicleta. Lo importante es que, mientras lo realizas, lo disfrutes y te sientas mejor.


También te podría interesar: Como romperla virtualmente sin colapsar en el intento


• Te ayuda a despejar tu mente:


El ejercicio puede actuar similar a la meditación, ya que permite concentrarte en un sólo objetivo y liberar tanto la tensión como los diversos pensamientos que estén bombardeando tu mente.


• Puedes avanzar poco a poco:


No tienes por qué empezar con un nivel de exigencia tan alto. Si llevas mucho tiempo sin hacerlo, o bien, vas iniciando, el exigirle tanto a tu cuerpo provocará que termines demasiado cansado. Además, debemos de recordar que no solamente es la intensidad del ejercicio la que te dará resultados, sino la constancia con que lo hagas.


Empieza desde el primer escalón (intensidad baja y poco tiempo), una vez que lo domines, rétate a ti mismo, ponte metas de intensidad y tiempo, metas realistas. Con ello, empezarás a subir más escalones y tu esfuerzo se verá reflejado en tus resultados.


• Hazlo con alguien:


El comenzar el hábito del ejercicio con un compañero es una buena opción para mantenerse motivado durante el proceso.


También te podría interesar: Este reto... puede cambiarte la vida ¿Aceptas?


Consigue esa persona que tenga las mismas ganas que tú de progresar y cambiar un poco su día a día, o bien, de reducir todo el estrés que le ocasiona estar trabajando durante periodos de tiempo bastante largos.


Definan horarios de trabajo juntos, y cuando uno se desmotive o no tenga ganas de ejercitarse, la otra persona será quien lo impulsará a seguir adelante.


Recuerda que así como dedicas horas al estudio y/o trabajo, también debes dedicarte tiempo a ti mismo. Es importante darse espacios donde puedas conectar contigo mismo y darle un descanso a tu mente y cuerpo. Cuando dudes si deberías dedicarle tiempo al ejercicio, recuerda que lo haces para liberarte. Dale una oportunidad y verás el cambio reflejado en ti mismo dentro de poco tiempo.



Referencias:

- Martínez, C. (2018). “Por una mejor vida: hacer ejercicio” Ciencia UNAM

- Sánchez, C. (n.d.). “Las endorfinas” UNAM.





Por: Ana Sofía González Alcauter

Guerrera de Magia en Dédalo México. Estudiante de Bachillerato Internacional en la Preparatoria del Tec de Monterrey Campus Ciudad de México. Creo en la generación de un cambio en nuestro entorno por medio de nuestras acciones diarias. Interesada en la creación de proyectos que transformen la educación de México.

Dédalo México@ 2020