Que hacer para no perder tu MOMENTUM

Todos en alguna ocasión hemos vivido en carne propia una racha de cosas maravillosas en nuestra vida. Donde, de repente, todas las cosas que hacemos empiezan a salir bastante bien, la abundancia llega y nos sentimos en la cima del mundo queriendo continuar de esa forma y nunca bajar de ahí.


A esta racha de buenas noticias la denomino: MOMENTUM. Tu vida se llena de cosas positivas, abundancia, salud, trabajo, dinero, tus sueños se empiezan a realizar y parece que todo el trabajo duro por fin empieza a dar frutos, pero ¡Cuidado! si no sabes cómo controlarlo, esta racha de buenas cosas podría convertirse en tu peor pesadilla. Por eso, en esta ocasión te regalo estos 3 secretos para que ese MOMENTUM no te termine dando por la espalda:


1.Organiza tu tiempo:


Si bien es cierto, para todo tenemos que organizar nuestros días, pero es importante que si muchas cosas empiezan a surgir, estés preparado para darle un tiempo completo a las diversas tareas que tienes que realizar.


Una de las herramientas que más me han ayudado para no morir intentando organizar mi día es Google Calendar, una herramienta de Google que sirve como un calendario digital. Dentro de este, puedes crear diversos calendarios con nombres y colores para que diferencies a que pertenece cada tarea que realices.


Recuerda que, el día tiene 24 hrs, y 8 de esas las ocupas para dormir.

¿Qué haces con las demás? ¿Verdaderamente las ocupas a tu favor?


2. Date un tiempo para ti:


Así como es importante atender todas las cosas que debemos de hacer día con día, también es importante darnos un tiempo para nosotros, un tiempo para mantener un equilibrio sano entre nuestra mente, cuerpo y espíritu.


Personalmente, esta es una de las tareas que más se me dificulta. Con tantas cosas por atender, no puedo pensar en un tiempo donde me pueda olvidar de todos y todo para dármelo a mí. Cuando me di cuenta de esto, entendí que estaba muy mal. Todo el día trabajando, sacando provecho a todo pero nunca me daba un espacio para mí, nunca me daba un tiempo para descansar, olvidarme de las cosas, respirar y dejar que mi cerebro suspendiera su labor un par de minutos.


Si sigues leyendo esto, muy probablemente es porque también te pasa a ti: No te preocupes, es algo normal. Una de las técnicas me ha ayudado a superar esto es literalmente agendar un espacio para mí.


También te podría interesar: ¡Colapso!24 hrs no son suficientes: El gran problema de no saber administrar tu tiempo.


Sea en la mañana al levantarte, en la noche cuando vas dormir o después de terminar un trabajo muy pesado, procuro sentarme/acostarme en el suelo, cerrar los ojos y respirar.


Durante 20 minutos, en los que poco a poco me hago más consciente de mi respiración, relajo mis músculos y retiro cualquier pensamiento o alerta que mi cerebro traiga. Me doy un espacio para reiniciar mi día. Una vez que estoy aquí, visualizo como es que termino todas mis tareas, cómo es que tengo que trabajar para que eso se acomplete. Cuando termines eso, empieza a sentir sus músculos, cada parte de ti y poco a poco conecta nuevamente con el entorno que te rodea.


Abre los ojos y dale. Es momento de seguir rompiéndola en tu día.


3. Usa toda tu fuerza


En alguna ocasión, una persona a la que yo admiro de sobremanera me dio una de los mejores consejos que pude escuchar:


Usar toda tu fuerza no es empujar tu sólo para adelante, sino, reconocer que necesitas ayuda y pedirla para que empujes junto a otras personas y puedas salir adelante.


Sí, Santiago Lecumberri es un genio. Usar toda nuestra fuerza es entender que no siempre podemos solos y eso está bien. Somos seres humanos, no somos perfectos. En algún punto todos tenemos altas y bajas que no siempre serán fáciles de afrontar. Por eso, tener un equipo que te apoye en cualquier situación es vital.


Ve con tus amigos, tu familia, tus compañeros de trabajo y pide ayuda, créeme, por experiencia sé que es mejor reconocer que no podemos solos y pedir ayuda, a seguir intentando hacerlo nosotros mismos, desgastándonos e incluso perdiendo nuestro tiempo.


Los MOMENTUMS de nuestras vidas llegan en el momento menos esperado, sean con más trabajo, en dinero, en personas o en conversaciones que nos cambian la manera en la que vemos las cosas, en algún punto llegan. Estar preparados para recibirlos y seguir llenando nuestros días de buenas noticias, nos permitirá seguir no solamente disfrutarlos, sino seguir cosechándolos para que, en un futuro, te demuestres a ti mismo que esa "racha perfecta" puedes crearla todos los días:


¿Estás listo para vivir esa vida con la que sueñas?





Por: Alejandra Mendívil Garza

Guerrera de Marca en Dédalo México. Estudiante de Ingeniería Industrial de la Universidad de las Américas de Puebla. Creo en una sociedad más humana y mejor preparada. Interesada en la optimización de procesos públicos, educativos y proyectos en pro al medio ambiente.


104 vistas

Dédalo México@ 2020