La sustentabilidad en juego: o todos ganamos, o todos perdemos.

Actualizado: 16 de oct de 2020


Como educadores, nos enfocamos solamente en el aspecto ambiental, sin entender verdaderamente qué es la sustentabilidad o el desarrollo sostenible.

Cuando pensamos en sustentabilidad, solemos pensar solamente en cuestiones ambientales. Energías renovables, reciclaje, disminuir nuestra producción de basura, nuestro consumo de carne o nuestra huella de carbono como algunos ejemplos.


Especialmente como educadores, nos enfocamos solamente en el aspecto ambiental, sin entender verdaderamente qué es la sustentabilidad o el desarrollo sostenible.


Pero los problemas que busca resolver el desarrollo sostenible son más complejos y completos que solo poner paneles solares por todo el país, disminuir nuestro consumo de agua, e intentar de dejar de destruir nuestros bosques y selvas.


La sustentabilidad tiene tres áreas de importancia, y cada una se relaciona de manera simbiótica con la otra. La sociedad, la economía, y el medio ambiente.

Hagamos un experimento:


Ver *https://www.youtube.com/watch?v=4G5SNHXRDGI*


Si les diéramos el poder de resolver todos los problemas que sufre la Ciudad de México, año por año, teniendo que alojar una cantidad limitada de recursos para de hecho poderla resolver, ¿qué problemas resolverían primero y cómo?


Es una pregunta complicada. Primero tendrías que hacer un listado completo de todas las problemáticas que te afectan. Luego tendrías que saber exactamente cuántos recursos tienes, y cuantos puedes generar al año. Finalmente desarrollarías estrategias, las implementarías, las evaluarías y luego observas los resultados.


Si eres un educador, probablemente te enfoques en intentar resolver los problemas de educación que tiene la ciudad. Luego le dedicarías algunos recursos a seguridad, y lo demás lo invertirías para fomentar el desarrollo económico para poder invertir más recursos el año siguiente.


Logras el desarrollo económico porque fomentaste la producción de petroleo, diste subsidios a la agricultura y la ganadería, y diste permisos para la explotación minera. Generaste muchos recursos primarios, generaste trabajos, y por lo tanto la gente está más feliz. Invertiste tus recursos en mejorar la seguridad, fomentar el arte y la ciencia, mejoraste incluso la educación de tu